Archivo de la categoría: Viajes

Argentina


No tenía planes de viajar para lo que restaba del año pero me llamó un amigo y terminé viajando 2 semanas a Argentina.

Hace meses estuvimos mirando pasajes para Salta y como no estaban tan baratos lo dejamos en hold. Como 3 meses atrás estaba yo muy tranquila trabajando cuando mi amigo me notificó que iba para Salta porque Argentina era el destino del mes de COPA y los pasajes estaban baratos. Me dice “googlea Salinas Grandes y Cafayate”. Yo sólo vi las fotos de las salinas y no terminé de ver lo demás que me dijo que mirara porque el Salar de Uyuni, en Bolivia, ha estado desde hace años en mi top 3 de destinos a visitar. No es lo mismo pero hay que aprovechar las oportunidades así que a Argentina nos vamos.

Como no tenía millas suficientes para un pasaje a Sudamérica tuve que comprar las que me faltaban para obtener el “pasaje premio” y ya que iba a viajar tan lejos de paso decidí que debería también conocer Buenos Aires. Puse mi itinerario llegando a Argentina por Buenos Aires y luego volver a Panamá desde Salta ya que no vi diferencia en el precio del pasaje. Sólo tenía que ver cómo llegar de Buenos Aires a Salta para encontrarme con mi amigo.

Me llevé un cuaderno para el viaje porque según yo, iba a anotar todo como veo a la gente artística en los café escribiendo en su cuaderno de notas pero no hice nada de eso porque realmente no tuve tiempo así que estoy escribiendo una serie de posts antes que se me olvide lo que hice y no les pueda dar tanta información.

En lugar de hacer uno o dos posts super largos, creo que haré una serie de posts dedicada a Argentina.

El ‘huevo’ en la montaña


Si son panameños o han estado en Panamá, seguramente alguna vez vieron un ‘huevo’ en la montaña. Yo recuerdo de pequeña verlo siempre, sobre todo de noche cuanto estaba iluminado y se veía prácticamente desde toda la ciudad. Ahora no lo veo tanto, puede ser porque ahora quien conduce soy yo y no puedo mirar tanto por la ventana, o porque hay muchos edificios altos que no te dejan ver el paisaje.

El caso es que nunca había ido al Templo Bahá’í y este 1 de enero fui por primera vez gracias a Ana y Saskia que me llevaron de excursión expresamente para que lo conociera.

1/365 Templo Bahá'í

Templo Bahá’í

No conozco nada de la fe Bahá’í salvo lo que está en el brochure que me dio en la entrada una señora muy amable. Investigaré más.

Ya alguien me había dicho que era bonito y si, es bonito sin necesidad de ser lujoso. Es sencillo y tiene su encanto. Es abierto y creo que estando en lo alto de ese cerro debe ser fresquito siempre.

Pared exterior

Detalle de la pared exterior

Está abierto todos los días de 9am a 6pm y tienen períodos de oración los domingos a las 10am. Aquí tienen una explicación de cómo llegar.

Reserva Forestal La Yeguada


Desde que en algún sitio vi una foto de La Yeguada, tenía ganas de ir. La poca gente que conozco que había ido me decía que merece la pena ir y alguien más me dijo que la carretera estaba buena. Finalmente se presentó la oportunidad.

Unos amigos estaban acampando allá y decidimos llegar a visitar el domingo. Nos armamos con la Guía de Viajes Almanaque Azul para seguir indicaciones sobre cómo llegar. Hay dos formas para llegar: por Santiago y por Jagüito. Nosotros fuimos por Jagüito, me pareció mejor que ir hasta Santiago y luego entrar y no se si alguna de las dos formas es más corta y mejor que la otra.

Como les decía, entramos por Jagüito y seguimos y seguimos. Sabía que había que pasar por Calobre para ir a La Yeguada pero no había nada que indicara que íbamos en la vía correcta. Pasamos Jagüito, Llano Sánchez, Llano Santo (?) y otros pueblos más hasta que finalmente llegamos a un letrero que indicaba la dirección hacia La Yeguada. Creo que en ese punto llegaba también la carretera desde Santiago. La calle está bien, hay huecos, más que los que hay en la Ciudad de Panamá (tristemente) pero yo fui en mi carrito y no era nada que no pudiera superar. Hay bastantes lomas que mi carro sufrió un poco pero realmente nada que me hiciera desistir del viaje.

Bienvenidos a Calobre

Bienvenidos a Calobre

Vamos en buen camino

Vamos en buen camino

Creo que a partir de este punto la carretera está realmente buena, un par de huecos pero nada del otro mundo. Llegamos a Calobre y quedaban 20km más de camino. En este punto ya estaba como los niños preguntándome constantemente “¿cuándo llegamos?”

20km!!!

20km más! 😦

La Yeguada

Llegamos… a La Yeguada (el pueblo)

Después de mucho manejar finalmente llegamos.

La Yeguada

Camping site

La entrada al parque cuesta $2 para los adultos panameños si vas de “pasa día”, creo que si vas a acampar cuesta $3 y creo que te cobran $5 por carpa. Quisiera darles más información pero la página de Anam ya no es tan amigable como antes. En esta página está lo que pude encontrar en la página de Anam. Aquí hay información que he sacado de la wiki de Al Aire Libre.

Los guardaparques muy amables, te dan indicaciones en la entrada y ahí pagas. Cuando pagas abren la cadena para que pases con tu carro. El sitio de acampada está muy limpio y bien mantenido. Hay una letrina y no vi duchas pero tampoco pregunté. El lago lógicamente es de agua dulce así que no se qué tanto necesito una ducha. Francamente después de ver las instalaciones siento que mis $2 fueron puestos en buen uso.

La Yeguada

Pinos

La Yeguada

Lago

Slackline @ La Yeguada

Slackline

Me contaron que un poco más adelante en la carretera hay una fonda/restaurante con buena comida a buen precio, para los que quieren acampar y no les interesa cocinar. Yo creo que parte del trip de la acampada es la cocinada pero cada quien a lo que le gusta.

La próxima vez que vaya tengo que acampar aquí, el sitio está muy bonito y bien mantenido.

Ya que había echado el paseo hasta allá fuimos también a ver la cascada y luego emprendimos el camino de vuelta a Aguadulce para cenar y volver a Panamá.

La Yeguada

Cascada

Sunset

Atardecer camino a casa

La cena fue en Aguadulce donde Johnny Tapia, hoy Johnny y los Manolitos. Una amiga tenía casa en Aguadulce y fuimos varias veces a comer allí, tenía rato de no ir y tenía ganas. También conocí a Johnny Tapia en persona. Si van a Aguadulce les recomiendo ir allí, es por la playa El Salado.

Donde Johnny Tapia

Buena forma de terminar un buen día

Más fotos en mi página de flickr aquí.

Conoce Panamá primero. 🙂

Estamos como Evelio


Hace poco viajamos a Colón con la intención de conocer el Fuerte de San Lorenzo pero salimos tarde de Panamá y además paramos a ver el Centro de Observación de la Ampliación en Colón, vimos las películas y tomamos un par de fotos a los trabajos de ampliación.

Esperando

Esperando para cruzar Gatún

Ampliación

Ampliación en el Atlántico

El asunto es que cuando finalmente nos encaminamos a Sherman para ir a San Lorenzo eran casi las 5pm. Llegamos a la entrada donde está la garita de ANAM nos detiene el funcionario. A continuación más o menos como fue la conversación:

Funcionario (F): Buenas tardes. ¿Hacia dónde van?

Yo: Buenas, vamos a San Lorenzo.

F: Ajo, a esta hora esta Lola. [pausa] ¿Sabe qué es Lola?

Yo: [poker face] Si, los ladrones.

F: Así es, los ladrones. Así que yo les diría que otro día vengan más temprano. Están como Evelio. [pausa]

Yo: [carcajada explosiva] jajaja ¿Llegamos tarde?

F: Así es… la rumba acabó…

Me pasé toda la siguiente semana riéndome cuando me acordaba de eso y le conté a todo el que podía contarle y a algunos se lo conté varias veces.

Será una bobería pero me causó tanta gracia que hablara haciendo referencia a canciones que realmente no me importó mucho que nos rebotara en la entrada del parque porque definitivamente habíamos llegado después del cierre. He estado en situaciones similares y la persona se maneja con tan mala actitud que uno termina malhumorado. Esta vez me puso una sonrisa que me duró varios días.

Evidentemente no me iba a arriesgar a ir, el Fuerte no se va a ir a ningún lado y ya habrá chance para ir.

Al final fuimos a tomarnos algo y disfrutar la vista en la marina de Sherman.

The Dock

The Dock @ Shelter Bay Marina, Sherman

Por si no conocen la canción a la que se refería el funcionario, aquí se las pongo:

Tatiana meets Monsoon Diaries


Cuando escribí sobre mi Eurotrip 2012 me hablaron de un hotel en Corea del Norte con un misterioso quinto piso. Me puse a investigar y llegué a este blog y lo comencé a seguir. Este fue el post que comenzó todo: Creepy North Korea: The Hidden 5th Floor. 🙂

A mi me encanta viajar y me gustaría unirme a algún paseo a un lugar diferente. Creo que ese viaje por Centroamérica hubiese sido mi oportunidad de conocer por aquí cerca porque no me imagino viajando allí en otra ocasión. Al final no se dio pero vinieron a Panamá y lógicamente tenía que mostrarles la Ciudad de Panamá. 🙂

Los busqué en la Terminal de Albrook y metimos 8 personas y sus maletas en un carro. Luego fuimos al Administration Building donde nos encontramos a Karkamo y los muchachos posaron con el.

Monsoon con Karkamo

El sábado por la noche fuimos a comer seviche al Mercado de Marisco y salimos a rumbear por el Casco Viejo. El domingo Manuel los llevó a comer dim sam a Sunly. Luego fuimos a Miraflores para ver el Canal de Panamá.

Monsoon at Panama Canal

Mejor les dejo los posts sobre Panamá directo desde el blog de Monsoon Diaries. Es interesante ver tu ciudad desde los ojos de un extranjero.

Eso fue lo que hice el fin de semana pasado. Ah y participar en una carrerita que me inspiró para escribir un post. Fue un fin de semana productivo. 🙂

Mi próximo viaje


Hay gente en el trabajo que siempre me pregunta cuál será mi próximo destino de viaje. Esta semana me lo volvieron a preguntar y la verdad hace tiempo llevo en mente la idea de hacer un road trip en Panamá.

Estoy pensando que en el 2013 podría hacer este road trip. Ir donde me lleve la gasolina. Quisiera ir a destinos distintos, lugares que no sean los tradicionales donde siempre vamos cuando tenemos algunos días de vacaciones. También me gustaría ir con alguien/es que estén en la misma onda que yo, ya aprendí que cuando se viaja no se viaja con los mejores amigos sino con los que vayan en la misma frecuencia y así se evitan malos ratos en cuanto a presupuesto, destinos, etc.

¿Qué sitios me recomiendan visitar? Pueden dejar sus comentarios aquí abajo. Mil gracias. 🙂

Me fui pa’ Bogotá!


28 de noviembre al 2 de diciembre de 2012

Mientras la gente se volvía loca tratando de entrar a Multiplaza durante el black friday, yo me metí a la página de Copa para ver qué ofertas tenían. Así me compré el boleto a Bogotá y creo que es la única forma en la que viajaría con ellos porque los precios de los pasajes de avión son ridículamente caros para ir aquí cerquita (ni miren los precios a San José, CR).

En fin, se que fue una compra impulsiva pero creo que fue mucho más productiva que comprarme una TV que era lo que tenía pensado. Este CRT o TV de tubo puede durar otros 20 años más. 😉

Fue tan impulsiva la compra que pagué el pasaje y aún no había pedido las vacaciones a mi jefa que por cierto estaba de vacaciones también. Así de ruda soy. 🙂

El hospedaje lo arreglé con airbnb y primero, para horror de Myriam jaja, estuve mirando un sitio BBB que estaba en el centro. Creo que ella secretamente estaba remando que no hiciera esa reserva porque cuando le dije que ya estaba ocupado y que había encontrado otro por la 93 y la zona T me dijo que ese SI. Lección #1: cuando te guste un sitio para quedarte reserva de una vez. En esta ocasión el plan b fue muy bueno pero no hay que dejar pasar el tiempo.

Armando me dio recomendaciones de sitios, me dio algunas explicaciones y sobre todo me prestó un celular con número local el cual fue un éxito y me resolvió súper.

En vez de irme en vuelo directo PTY-BOG me fui vía Cali (PTY-CLO-BOG) porque, por qué no decirlo, era mucho más barato en el momento que hice la reserva. Una vez aterrizamos en Cali anunciaron que los pasajeros con conexión a Bogotá avisaran en la puerta principal del avión así que ahí íbamos una familia y yo. Me pareció genial que hicieran eso porque nos colaron en la fila de migración y aduanas y nos llevaron directo al embarque de la conexión. Creo que yo aún estaría tratando de llegar al siguiente gate para ir a Bogotá. Punto para Copa.

Allí esperando el vuelo a Bogotá se me acerca la señora de la familia a preguntarme si sabía dónde iba y que cómo iba y como contesté titubeando me dijo que a los taxis se les tiene que hablar con seguridad para que al menos piensen que por mi acento soy costeña y no me quieran trabar conguear. Creo que no quedó muy convencida porque volvió para decirme cuánto debería cobrarme un taxi del aeropuerto al apartamento. Luego volvió para decirme que a ellos los iba a buscar un taxi y que podían preguntarle por un compañero que me llevara también. Finalmente me dijeron que mejor me fuera en el taxi con ellos y que el taxista me cobraría mi carrera aparte.

En ese momento me acordé de las 1245247 recomendaciones que me dieron todos los colombianos que conozco pero supuse que una familia con buena pinta que venía de Panamá de estar en un hotel de playa (todos cargaban cintillos) no iba a ir hasta Panamá para ver a quien congueaban de camino a Bogotá y que así como ellos eran buena gente yo también trato de serlo con los que visitan Panamá. Así pues, comenzó mi primera buena experiencia en Colombia. 🙂

Creo que vienen frecuentemente así que les di el número de Alonso, el taxista que usamos nosotros, para que tuvieran quien los lleve y traiga cuando vengan acá y le dije a la señora que TIENE que ir a Saks, TIENE. Sra. Consuelo, vaya a Saks! 🙂

El esposo incluso me cambió $40 para que pudiera tener alguito de dinero. La señora me dio sus teléfonos y me dijo que la llamara por cualquier cosa, yo le di mi email y le dije que cuando vaya a Panamá me escriba. Así o más buena gente esta familia? ¡Escríbanme cuando vengan! 🙂

El taxi era uno de esos de hoteles y el señor muy amable me fue contando cosas durante el camino. Al llegar al apartamento se bajó conmigo a esperar que me abrieran y me dijo que pelara el ojo con la plata porque los ceros de los billetes enredan. Si que enredan, un cero de más o de menos hace diferencia.

La verdad me alegro de haber aceptado su oferta del taxi. 🙂

El apartamento era como en las fotos. Más que apartamento yo diría que es un apartaestudio si es que esa palabra existe. Estaba todo súper limpio e incluso había una botella de agua en el counter de la cocina. La cocina bien equipada pero los que me conocen saben que no voy a ponerme a cocinar, si acaso pan con queso. Internet funcional y la verdad no verifiqué la velocidad pero no tuve queja. Lo mejor, está en una buena zona cerca de varios centros comerciales.

Cuando salí de Panamá mi plan era ir a los museos del centro el primer día pero luego decidí que no iba a poner el despertador. Había estado en corredera en el trabajo el día que viajaba y preferí dormir hasta que me despertara.

Por supuesto el primer día me levanté tarde y mientras me arreglé y busqué un sitio para cambiar dinero se hizo tarde y comenzó a llover así que me regresé para la casa a dormir la siesta. Quiero pensar que esa modorra era por la altura. Me dolía horrible la cabeza y andaba por ahí toda turulata. Luego Myriam me dijo que había escuchado en la radio que los de lugares bajos como Panamá que van a Bogotá tardan dos días en salir del hotel. OMG 😦

Así que ese primer día caminé por los alrededores del apartamento, fui a los centros comerciales y en la noche fuimos a cenar a Salto del Ángel, vueltita por la ciudad y a la casa.

El segundo día desayuné cerca y me fui en taxi para el Museo del Oro y Museo Botero. El Museo del Oro me pareció muy bueno, no tiene nada que envidiarle a los museos de Europa. La entrada barata y la audio-guía barata también. Los artesanos son unos berracos porque hacer esas cosas en esos tiempos sin tecnologia es de bravos. Ahí vi que definitivamente somos la misma cosa y que los kunas (o gunas para los modernos) no son los dueños exclusivos de las molas. 😦

Máscaras

Máscaras en el Museo del Oro, Bogotá

Le pregunté a una pareja como de europeos qué otra cosa me recomendaban para hacer y me mandaron para el Museo Botero. La entrada es gratuita y es una casona con obras de Botero y obras de artistas internacionales como Matisse, Chagall, Miró, Monet, Picasso, Klimt, etc. No es que sea tacaña pero un sitio con estas obras con entrada gratis? Ay mi Panamá, nos falta tanto. 😦

Mano izquierda

Mano izquierda @ Museo Botero, Bogotá

Picasso

Pecando de inculta, esto parece de kinder. Lo siento Picasso.

Sobre el taxi, me sentí con un penacho en la cabeza cuando marco el número del taxi y una grabación me da la dirección de donde estoy y me pide confirmar. Luego me pregunta si quiero un taxi, me da el # de placa del taxi y la clave que le tengo que dar (los dos últimos números del teléfono de donde llamo). No tuve que hablar con nadie! Yo esperando el “A24, A24…no, no hay taxi mami” de cuando llamas un taxi aquí. Punto para Colombia!

Estando en el Museo Botero no me di cuenta que el tiempo se había puesto feo y comenzó a llover y ya me quería ir. ¡Qué lío conseguir un taxi! Myriam me fue a rescatar al centro y yo estaba empapada como si hubiese estado en los culecos. Ahí el celular fue pieza clave en mi rescate. 🙂 Y en Bogotá también existe el “no voy” de los taxis.

Richard Estes

Parece una foto. Autor: Richard Estes

Esa segunda noche cenamos en Club Colombia, un restaurante fashion de comida colombiana. No somos tan diferentes nada, les digo. Unas de mis teorías de vida dice que si los locales van a un restaurante de comida local es porque es bueno. En este caso vi varios grupos de locales; yo por ejemplo no iría a Las Tinajas a tomar sancocho…iria al Trapiche como los Príncipes de Asturias jeje y no es que Las Tinajas sea malo sino que es muy turístico.

El sábado madrugamos para ir a Villa de Leyva. En el camino paramos en el Puente de Boyacá. Nota mental: estudiar un poco de historia sobre esa batalla.

Villa de Leyva parece un pueblito que parece colocado en medio de la montaña. Me encantan esos pueblos con vista a la montaña, ¿será porque aquí en Ciudad de Panamá lo más alto es el Cerro Ancón que apenas se ve con tanto edificio alto? La gente muy amable como no podía ser de otra forma. Muy bonito.

Villa de Leyva

Plaza Mayor, Villa de Leyva

De vuelta de Villa de Leyva pasamos por Zipaquirá pero estaba llenísimo y era tarde así que no fuimos a ver la Catedral de Sal.

En lugar de la Catedral de Sal paramos a cenar en el Andrés Carne de Res de Chia que tiene un menú de 60 páginas. El restaurante es todo loco desde el parqueadero hasta el mismo restaurante. Hay un desfile de gente pululando por ahí interactuando con los comensales. A mi me cantaron y me dieron mi corona y banda de “bienvenida a la tierrita”. Ah, también Santa y sus duendes me hicieron pedir un deseo y cuando dije el clásico “paz en el mundo” me dijeron que esa es respuesta de Miss y que si era de Venezuela buajajaja! 😉

Pidiendo un deseo

Pidiendo mi deseo en Andres Carne de Res

Bienvenida

El ángel me da la bienvenida

El domingo fuimos a Monserrate a ver la ciudad desde lo alto. Subimos en funicular y volvimos en teleférico. Arriba hay una basílica menor que según entiendo fue consagrada por Juan Pablo II. Luego un poco de shopping en el Éxito y para el aeropuerto. ¿No te di pastillas? Oops, tal vez me las comí. 😉

Bogotá

Bogotá desde Monserrate

Cosas que me impresionaron sin orden en particular:

  • No hay carros estacionados en la calle obstruyendo el paso. Para eso hay un montón de parqueaderos.
  • La gente es amable y te atienden bien. No como si te estuvieran haciendo un favor.
  • Las ciclovías y las ciclorutas. Es tan difícil implementar eso aquí aunque sea los domingos en un par de calles de la ciudad? Yo creo que sería un éxito rotundo, le daría a la gente algo gratis que hacer y que además es sano. Update: ahora en Ciudad de Panamá tenemos Cinta Viva. El último domingo del mes se cierra la Cinta Costera a los carros y hay actividades para toda la familia. Nos estamos modernizando.
  • Es una ciudad bien grande y aún así hay montones de árboles.
  • El pollo de Frisby. A quién se le ocurre apanar el pollo y ponerle miel? No lo se pero es una combinación ganadora. Además te dan guantes para que no te ensucies las manos lo cual para mi es un éxito.

Frisby

Pollo Frisby

  • Los Renault 4. No había visto tantos carros antiguos. Comentando con mi mamá me dijo que cuando ella fue a Bogotá hace como 40 años también le llamó la atención lo mismo.

Otro Renault4

Renault 4

  • La mayoría de los carros son europeos, puros Renault y bueno, también bastantes Chevrolet.
  • La forma automática para llamar un taxi. Éxito.
  • La cantidad de seguridad privada y policías que hay. Los guardias de seguridad se ven de verdad, no esos viejitos frágiles o señores panzones que he visto acá.
  • En muchos sitios tienes que abrir la cartera y mostrarla al seguridad para entrar y si es un restaurante tenes que mostrar la factura cancelada para salir.

Primera vez que viajo por América Latina y me llevo una súper buena impresión de Colombia. Hay que viajar para abrir los ojos y cambiar percepciones, eso nos lleva a ser mejores.

Gracias Myriam por enseñarme tu tierrita. 🙂

¿Volvería? ¡Claro que sí! Me dijeron que TENGO que conocer Medellín. 🙂

Hit the road Jack...